Estanterías en tres pasos

Pink_Shelf_Gif1.gif

Para estas vacaciones me he propuesto redecorar ciertos espacios de mi casa, que sinceramente estaban monos, pero les faltaba un toque especial. Ayer por las redes les enseñe unos botecitos de pintura que me acompañaron durante toda la mañana, con ellos hice un DIY que desde mi punto de vista es sencillísimo y ha quedado muy resultón… estén atentos que se lo mostraré dentro de unos días por las redes sociales. Otra de las cosas que me apetecía, era dar una vuelta a las estanterías de mi salón, encontré estos tres pequeños trucos… y la verdad… hacen la tarea mucho más fácil y merece la pena el resultado. También se las enseñaré en Instagram y Facebook y seguramente en la nueva red social Ello, que me parece que yo también he sucumbido a la tentación.

Con todo esto, vamos a por los tres trucos rápidos, que nos deja Emily Henderson, para dejar nuestras estanterías preciosas.

Antes de nada les recomiendo vaciarlas y colocar los elementos que tengáis en ellas por clases, es decir, todos los jarrones juntos, los libros en otro sitio… etc de esta manera seguramente puedan separar de forma más sencilla todo aquello que les gusta de lo que no les gusta y sobre todo eliminar las piezas que sobren.

El primer paso es colocar los libros, da igual si hay muchos o pocos, hay que colocarlos de forma equilibrada y ordenada, mezclando colores, poniendo algunos en vertical y otros en horizontal, dando así movimiento al conjunto.

Emily-Henderson-Pink-Shelf-Styling-Step-1

El segundo paso consiste en colocar todo el arte, fotografías, láminas, etc. Es hora de colocar todas aquellas piezas grandes al fondo, consiguiendo profundidad, y delante si son más pequeñas.

Emily-Henderson-Pink-Shelf-Styling-STEP-2

Y finalmente el tercer paso es colocar el resto de elementos decorativos. Es el momento de jugar con nuestra imaginación y darle vueltas para encontrar a cada detalle el espacio adecuado. Busquen siempre una composición limpia y ordenada. Tengan en cuenta siempre que la gama cromática es muy importante y que al final es lo que va a conseguir un conjunto equilibrado.

Emily-Henderson-Pink-Shelf-Styling-Step-3

Emily-Henderson-Pink-Shelf-StylingGuide-To-Styling-Your-Shelf-Henderson

¿Qué les ha parecido? Les digo que realmente funciona queridos… se lo recomiendo fielmente para sacar un huequito estas vacaciones y hacer un poco de redecoración. Les parecerá su estantería otra.

Nos vemos el lunes por aquí… ahhh y por cierto, el domingo con contenido extra si se apuntan a la newsletter

imagen fin de post


El poder de la imaginación

Existe un blog que sigo desde hace mucho tiempo que se llama “Apartament Therapy”, lo sigo por la diversidad de cosas que publica y por la cantidad de ideas que me da. Tiene una sección categorizada como “Before&After” y en lo que consiste es en recuperar muebles o espacios que no tienen nada de atractivo o ya no nos servirían y darle una nueva utilidad. Muchas veces, seguro que muchos de ustedes (me incluyo a mi misma) se dedican a comprar como locos elementos nuevos para decorar su hogar, o porque sus necesidades simplemente han cambiado, y lo que deberían hacer, es pararse a pensar, dar una vuelta a su imaginación y haciéndose amigos de ella, pueden llegar muy lejos. Retapizar una silla y pintarla, una estantería decaparla, todo es un lavado de cara, dar una nueva imagen a los elementos más cotidianos y convivir con ellos de otra manera.

En este caso les quería enseñar una de los elementos que en este blog se recuperan, es una vieja cuna de madera, cuántos de ustedes tendrán una por el trastero cogiendo polvo y están deseando deshacerse de ella.

antesCon esta bonita cuna, unas pinturas, y un poco de imaginación, se ha conseguido esta imagen totalmente diferente. Se le han cortado las patas, los listones del somier se han pintado de verde y el resto en blanco, se ha reforzado con unos listones de madera, al igual que se han hecho una balda intermedia. Se ha apoyado contra la pared, y listo. Una bonita y diferente estantería.

después¿Qué les ha parecido? ¿Se animarían a ponerse manos a la obra?

Sean felices y ¡hasta el viernes!