Nos colamos en: Una casa con chimenea

tumblr_o2qujheA3E1r6kaa9o4_1280

Llevo tiempo viendo por las redes y en varios blogs este estilo de casa con las chimeneas antiguas, realmente no se de que material están hechas pero me parecen preciosas y muy elegantes. Dan un toque muy sofisticado al hogar, y combinado con tonos pasteles como están en esta casa consiguen un estilo muy femenino. La alfombra es un auténtico acierto, y la mesa de mármol verde y patas doradas. Chimenea en la habitación y una cocina blanca impoluta con toques verdes de las plantas.

Un ejemplo bárbaro de elegancia, sofisticación, modernidad y clasicismo. Una casa perfecta, convertida en un hogar muy especial.

¿Se vendrían a vivir conmigo?

imagen fin de post

 

 


Alfombra voladora

Soñar con una alfombra voladora de estas características no tiene precio. Una alfombra Turca, nacida hace aproximadamente unos 3.000 años en Asia Central, extendiéndose a Europa Oriental y África del Norte. Una alfombra maravillosa que viste cualquier rincón de su hogar y adaptándose a cualquier estilo, un elemento muy versátil que conseguirá dar mucha personalidad a cualquier espacio.

Kilim - jujuhat

El origen de este tejido, llamado kilim, es en las telas de las tribus nómadas asiáticas que utilizaban para impermeabilizar la superficie de las tiendas, impidiendo el paso de la arena del desierto. Un material muy resistente al desgaste, por lo que se ampliará su uso a la vida cotidiana.

kilim recibidor . jujuhat

La alfombra de kilim, se fabrica a mano, de lana y/o algodón, no tiene pelo ni nudos. Su forma de hacerla, las fibras de la trama (la parte que se verá) van cubriendo la idumbre (hilos que forman la base), tejiendo por separado cada color. Un signo de identificación, es que en uno de los extremos terminará en flecos y el opuesto en borde tejido.

pasillo kilim - jujuhat

El diseño de las mismas es de dibujos geométricos con colores alegres y vivos. El valor de estas piezas se consigue con los tintes naturales, consiguiendo una mayor armonía frente a los tintes sintéticos. La calidad de la pieza significa que los colores, tras los lavados o la exposición a la luz, deben mantenerse inalterables. Antes de comprarlo, un truquito para que no se lleven una pieza sintética, pasen un paño húmedo blanco por la alfombra, si no destiñe, sus tintes son naturales. Otro indicador para comprobar la calidad, hay que ver la densidad del tejido, cuánto más hilos, mayor calidad tiene, para ello, los hilos de la idumbre (siempre blancos) no deben de verse, por lo que evitará su deformación. La pieza, cuanto más ligera, mayor calidad tendrá.

kilim alfombra

Para comprarlo, tengan en cuenta que aproximadamente costará unos 200 €/m2 aproximadamente y lo encontrarán en Al Bellas o Cavitolia (c/Zurbarán, 20).

habitación kilim

¿Qué les parece? ¿Usarían una pieza así para dar calidez a sus suelos?

Sean Felices